Una separación

Sabemos que la separación es un paso importantísimo para cualquier persona, y cuanto implica en su presente y futura vida. Los proyectos y los lazos que se desarrollaron de alguna forma sobre los cimientos de la pareja se ven derrumbados; y ahora toca comenzar a soñar y proyectar nuevamente, desde cero.

Mientras, los recuerdos, seguirán estando, allí, acompañando el proceso de duelo, y siguiéndonos recordando cuan profundos eran nuestros lazos sentimentales con el otro. Para ayudar al tiempo pasar, y así sanar de una buena vez, se recomienda:

La confianza en si misma, y en saber que todos tenemos cosas buenas para ofrecer, mas allá de que el otro este o no dispuesto a valorarlo. Empieza por el cariño propio. Si una no se quiere, difícilmente podrá sentirse querida ni dejarse querer.

El tiempo a solas, debe servir para dedicárnoslo a nosotros mismos. Las prioridades no serán en recordar ni idealizar lo que ya fue, sino mirar firmemente para dentro, y aprovechar el crecimiento que aporto la situación, como vivencia traerá cambios. Es importante que tengas fe en que los cambios siempre son para mejorar. A sentirse bien con ellos.

El aprendizaje de alguna actividad para mantener la mente ocupada, avalará desahogar el dolor que llevas dentro hasta que puedas manejarlo de otra forma, y permitirte sentir que no era el tiempo ni la persona para compartirte.

Los viajes suelen ser geniales, para apartarse físicamente también del espacio donde los recuerdos están presentes con mas fuerzas. Amplían el panorama, “él” no era todo tu mundo, como pensabas.

Tiempo para recuperar amistades, y viejos vínculos dejados un poco de lado por la absorbente vida de pareja. Las amigas también necesitan mimos y saber que estas ahí como siempre.

Sin usar a otras personas para tapar el vació, es coherente que nos demos otra oportunidad. Despacio, es un proceso, tras el duelo puedes ver claramente lo que quieres, lo que mereces y lo que buscas que el otro tenga. Ves el camino y ves la meta, pero no vale de nada correr aprisa, ya que caerte muchas veces te retrasara demasiado. Por ello, date permiso de estas triste, enojada, angustiada, ansiosa, permitite el dolor. Lo necesario para dejar atrás el pasado y llenarte de felicidad el futuro.

Nada es al azar, si te cruzaste con esa persona y no funciono, debe hacer sido mejor así, no era para ti, ni tu para ella. Seguramente ya compartieron lo que debían compartir en la vida y es hora de seguir sus caminos. Los buenos momentos no te los quita nadie.

Demuestra que eres merecedora, de lo bueno que esta por venir tras tu separación.

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.